Nacional

IMSS exhorta a pacientes con diabetes a no bajar la guardia contra el COVID-19 y emite recomendaciones

·         IMSS cuenta con el número telefónico 800 2222 668, donde personal médico brinda orientación sobre cuidados en casa

Debido a que las personas con diagnóstico de diabetes forman parte de los grupos vulnerables a complicaciones por COVID-19; el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) reitera a estos pacientes la importancia de no suspender sus tratamientos médicos, los hábitos alimenticios recomendados por sus especialistas; así como la implementación de las medidas preventivas emitidas por las autoridades, con la finalidad de evitar poner en riesgo su salud.

La doctora Rebeca Elizabeth Zetina Muñoz, titular de la Coordinación de Gestión Médica del IMSS, informó que las personas con diabetes suelen tener sus defensas disminuidas, por lo tanto, ante la actual emergencia sanitaria por el virus SARS-CoV-2, se les reitera la importancia de no bajar la guardia ante el COVID-19; continuar con el monitoreo puntual de su glucosa y tratamientos médicos; así como evitar visitas innecesarias a las unidades, hospitales o lugares concurridos para poder evadir situaciones de riesgo.

En caso de que algún paciente requiera acudir a su unidad médica se les sugiere: utilizar el cubrebocas, realizar el lavado de manos o uso de alcohol en gel, respetar los filtros sanitarios, la sana distancia y aplicar el estornudo de etiqueta, es decir, al toser o estornudar cubrir boca y nariz con el ángulo interno del codo o con un pañuelo desechable, que debe tirarse en la basura y posteriormente lavarse las manos.

La especialista reiteró que, de no seguirse los tratamientos médicos pertinentes para esta enfermedad, se pueden presentar graves secuelas como: ceguera, insuficiencia renal, infarto del miocardio, accidente cerebrovascular y afectación de los vasos sanguíneos que pueden ser causa de amputación de extremidades, entre otras complicaciones.

Cabe señalar que la diabetes es una enfermedad metabólica crónica, la cual se desencadena cuando el páncreas no es capaz de producir suficiente insulina (hormona que regula el nivel de glucosa en la sangre) o cuando el organismo no la puede utilizar en forma eficaz; y puede presentarse por llevar estilos de vida sedentarios y poco saludables, así como por tener una alimentación rica en azúcares, grasas y también por la predisposición genética (padres o hermanos con el padecimiento).

Por lo tanto, en caso de presentar síntomas como: sed en exceso, ganas frecuentes de orinar, hambre extrema, pérdida de peso inexplicable, fatiga, visión borrosa, infecciones frecuentes en la piel, entre otras; se recomienda acudir con el médico para recibir un diagnóstico, tratamiento y seguimiento oportuno.

Finalmente, algunas otras recomendaciones básicas para estos pacientes, son: evitar consumir comidas copiosas, con exceso de sal y grasas, así como refrescos y jugos embotellados, cuidar el tamaño y cantidad de los alimentos del día; realizar en casa algunas actividades de fortalecimiento muscular y aeróbico: levantarse o sentarse en una silla, hacer estiramientos con ligas, practicar yoga o taichí.

En caso de dudas el IMSS cuenta con el número telefónico 800 2222 668, en donde personal médico del Seguro Social brinda orientación sobre cuidados en casa y otras sugerencias según las condiciones de salud de cada persona.