Interior del Estado Yucatán

ISSSTE EXHORTA A DEJAR DE FUMAR: “EL TABACO, DROGA MUY PELIGROSA”

El tabaquismo es una adicción que si no se controla a tiempo puede causar muchas enfermedades graves; afecta mental y socialmente a las personas y a quienes conviven con ellas, señaló la Psicóloga Vanessa Sierra Osorio, encargada de la clínica para dejar de fumar del ISSSTE de Susulá  en el marco de la acciones del “Día Mundial Sin Fumar” que se conmemora  el próximo 31 del presente, con el objeto de invitar a los fumadores a abandonar este hábito y de informar a los no fumadores sobre los riesgos y daños al consumir esta droga.

Dijo que los plateles de salud del ISSSTE están ya en la modalidad de edificios libres de humo de tabaco, sustancia  que proviene de una planta originaria de América y que se ha consumido desde antes de la llegada de los Españoles, fue utilizado en las ceremonias religiosas, como droga y para “sahumar” o “limpiar”, a las personas, es decir esparcían el humo de las hojas sobre ellas y lo aspiraban.

Comentó que muchos años pasaron para que las investigaciones demostraran que esta droga es causante de muchas enfermedades graves. El tabaco, es una droga, porque produce dependencia y tolerancia, es decir a los que fuman les cuesta trabajo dejarlo. Fumado, masticado o inhalado, el tabaco, el humo que provoca y los químicos que utilizan para los cigarros causan diariamente miles de muertes en el mundo.

Informó que el tabaco contiene más de 4,500 sustancias tóxicas que les ponen las tabacaleras y 60 de ellas más o menos producen cáncer. Otras son irritantes, otras crean adicción y algunas ocasionan daños en el sistema nervioso.

Informó  que por ejemplo La nicotina, es una sustancia muy venenosa, que afecta el sistema nervioso, al circulatorio, al respiratorio, al digestivo, al urinario y a otros órganos del cuerpo. El alquitrán, que contiene una sustancia que afecta la composición genética de las células y produce tumores malignos. Hace mucho daño a los bebés cuando sus mamás fuman y están embarazadas. El humo del tabaco produce monóxido de carbono que además de reforzar la adicción, causa diversos problemas en el organismo.

Comentó que al quemar el tabaco salen dos clases de humo, uno que se traga el fumador y el que sale al ambiente y que además de contaminar el aire, afecta también a los no fumadores y es el más peligroso. Produce irritación de ojos, nariz, oídos, náuseas y dolor de cabeza. El papel de los cigarrillos también contiene sustancias tóxicas y por si fuera poco, el tabaco contiene radiactividad.

“Por eso, el tabaco es responsable de 1 de cada 5 muertes que ocurren en el mundo y lo más grave es que los jóvenes lo están consumiendo sin pensar en lo peligroso que es. Muchas personas no creen en sus daños, porque no se sienten mal y aunque hay tos, los ojos se irritan, los labios se resecan y la boca huele mal, no creen que el cigarro es el culpable. Pero el tabaco es muy peligroso porque va haciendo daño en muchos órganos como el corazón, los pulmones, el estómago o los intestinos”.

Destacó que se ganaría mucho si realmente los adultos disminuyeran poco a poco el consumo del tabaco hasta dejarlo y se evitara que los menores empiecen a fumar, porque no debemos permitir que ninguna droga afecte nuestra calidad de vida, nuestra salud y nuestra tranquilidad.