PROGRESO

Julián Zacarías Curi emite su postura respecto a las recientes demandas ciudadanas por la construcción de un museo en el parque de “La Paz” del malecón

Progreso, Yucatán a 28 de julio de 2020.- Luego de que en redes sociales un grupo de ciudadanos convocara a una manifestación pacífica este lunes por la tarde, para expresar su inconformidad por la construcción de un museo en el parque de “La Paz” del malecón tradicional, el Ayuntamiento de Progreso, que encabeza el alcalde, Julián Zacarías Curi, emite su postura sobre dicho desacuerdo ciudadano y hace un llamado a anteponer las medidas sanitarias para evitar contagios por COVID-19.

Convencido de que el dialogo es el mejor mecanismo para llegar a acuerdos, Zacarías Curi, explica a la ciudadanía el procedimiento de las obras que están iniciando en los puertos de Chelem, Chuburná y Chicxulub, así como en la cabecera municipal; específicamente, en la zona del playón y en el parque de La Paz.

“Recordemos que esta es la primera etapa del proyecto que autorizó la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU) y que las primeras 7 obras fueron licitadas en la Ciudad de México por el gobierno federal, que estará invirtiendo 169 millones de pesos de los 500 millones que se han pactado”, indicó Zacarías Curi.

“Como lo hemos dicho en otras ocasiones, muchas de las obras que hemos realizado en Progreso son el resultado de las gestiones que desde el primer día de mi administración he realizado, tocando puertas, llevando y trayendo proyectos y solicitando audiencias con los representantes del Gobierno de México y del Estado, con diferentes organismos y con la iniciativa privada, y la ayuda del Gobernador por supuesto” recalcó.

“En este tema en específico, hablando de la inversión de SEDATU, el gobernador, Mauricio Vila Dosal desde el día uno ha trabajado para todos los progreseños y habló con el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien finalmente autorizó una cantidad histórica de recursos para obra pública en Progreso, nunca antes vista, todo con el fin de darle esa atención e impulso que tanto le hacia falta al puerto. Lo anterior, es fruto de nuestro trabajo arduo y terco, porque queremos lo mejor para nuestro municipio y porque no es mi estilo quedarme sentado esperando que las cosas lleguen por sí solas”, señaló el primer edil.

Y agregó, “luego vinieron meses de mucho trabajo entre los tres niveles de gobierno, en el que se incluyen reuniones de mi parte con funcionarios federales en la ciudad de México, las visitas de los especialistas de la UNAM al puerto para conocer las localidades a trabajar, las consultas de los ciudadanos y los análisis de las propuestas”.

“Es importante comprender que necesitamos capitalizar esta inversión nunca antes vista de la mejor manera para que la ciudad prospere, con obras que generan derrama económica y espacios de sana convivencia para todos, no podemos, por intereses políticos y partidistas, descalificar este trabajo titánico de gestión que hemos encabezado” indicó.

“Como ciudadano Progreseño que soy, estoy de acuerdo en que las cosas se consulten y que la ciudadanía participe, pero no estoy de acuerdo en que por fobias personales o por caprichosos pretendan espantar una inversión que generará empleos y beneficios permanentes para todos. Además que he pedido que la obra del museo sea un espacio accesible para todos los progreseños, que cuente con los accesos para las personas con algun tipo de discapacidad” dijo.

Asimismo, el alcalde precisó que como Ayuntamiento no se puede dejar de recibir recursos que llegan a la entidad; además que en el proceso de definición participaron expertos de la UNAM y se efectuaron consultas a vecinos y ciudadanos, donde quedaron las opiniones de muchas personas, por lo que confía en que el presidente, Andrés Manuel López Obrador, también exigirá se hagan obras de calidad y de beneficio colectivo.

“Presido un Ayuntamiento que escucha a la gente, que no impone las obras, que ha buscado que éstas se realicen bajo consenso, prueba de ello es que hemos contado con la participación unánime de los regidores de todos los signos políticos, representados en el cabildo en la aprobación de las obras que el Ayuntamiento ha llevado a cabo. No ha habido conflictos y ha habido apertura para escuchar a todos”, externó.
Por lo que Zacarías Curi reiteró, “mi labor ha sido y será la de buscar recursos que lleguen al municipio y que éstos se inviertan en obras que beneficien a toda la población. Yo soy el primero en exigir que las cosas se hagan bien en el municipio y que sean lo que la ciudadanía pide y quiere, por eso mis prioridades fueron, desde el inicio de mi administración, resolver el problema del suministro de agua potable y la digna recolección de basura y ahora avanzamos en el tema de la repavimentación de calles, que es un programa que está a la vista de todos y con el cual pretendemos atender mas de 20 kilómetros lineales en todo el municipio, por lo que estamos trabajando en diferentes colonias de Progreso y en comisarías.”

De igual modo, resaltó que el Ayuntamiento de Progreso se conducirá respetuoso de la libre manifestación de los ciudadanos, y siempre procurará que todas las voces sean escuchadas y atendidas e hizo un llamado a que las manifestaciones, en su caso, se lleven a cabo de manera pacífica y cuidando los protocolos sanitarios para evitar contagios por Coronavirus.

“Sólo recuerden que estamos en plena pandemia y que los contagios del Covid-19 se han acelerado y que no es correcto poner en riesgo la vida de las personas por caprichos políticos y partidistas, hago un llamado a la prudencia y a la responsabilidad”, señaló.

Cabe mencionar que, en un esfuerzo por beneficiar aún más a los progreseños, el edil ha insistido para que las constructoras que ganaron la licitación para realizar las siete obras, contraten a la gente local y así se reactive la economía del puerto y se apoye a cientos de familias que perdieron sus ingresos a consecuencia del COVID-19.

E hizo hincapié en lo siguiente: “como alcalde de Progreso, reitero mi postura de respetar las demandas ciudadanas y de buscar lo mejor para los habitantes. Confíen en que estaré vigilante y atento para que las obras se hagan bien y que el municipio realmente resulte beneficiado con esa inversión histórica. Como progreseño, orgulloso de serlo y por respeto al legado que nuestros padres y abuelos nos heredaron al construir esta ciudad, quiero también aportar lo mejor de mi esfuerzo para convertir al municipio en un lugar próspero y donde la gente se sienta feliz y con mejores oportunidades”.

Finalmente, el alcalde hace un llamado a no frenar el desarrollo de Progreso y a ser pro activos y recordó que “Ni los diputados locales del PRI y ni de Morena apoyaron a los ciudadanos y pedimos que nadie politice estos temas de obras que benefician a Progreso. Los tiempos han cambiado, tenemos un problema de salud que nos incluye a todos y junto con esto viene un problema económico de magnitudes catastróficas. Yo seguiré buscando hasta lograr que estas obras empleen a cientos de Progreseños.”