Nacional Yucatán

Oportuno y urgente plantear un cambio de rumbo en el IMSS: Zoé Robledo.

El director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Maestro Zoé Robledo, informó en el Senado de la República que la Cuarta Transformación en el Instituto implica un cambio de rumbo que se basa en cuatro ejes principales: Tiempo, Transformación institucional, Territorio, y Todas y todos.

 

Al comparecer ante las Comisiones Unidas de Salud y Seguridad Social, explicó que ahora es necesario ganar tiempo, para ello, las políticas de salud en el IMSS se sustentan en cuidar los recursos públicos, sin descuidar la atención a los derechohabientes.

 

El reto, dijo, “es resarcir los rezagos y las deudas históricas con los mexicanos de hoy, sin heredar a las futuras generaciones una institución financieramente inviable”.

 

El director general del Instituto informó que actualmente en el Seguro Social, el número de camas censables por derechohabiente es de 0.67, y para incrementar esta cifra, esta administración plantea alcanzar un promedio de una cama por cada 1,000 derechohabientes, “tarea que no es imposible, ya que en algún momento de su historia el IMSS prácticamente duplicó la meta que nos hemos establecido”.

 

Para ello, es necesario reorientar sustancialmente el presupuesto para darle un sentido social y humano. Anunció que en 2020 se invertirán 3 mil 600 millones de pesos para contratar 5 mil 177 plazas nuevas de personal médico y mil 736 de enfermería.

 

En el mismo sentido, en el Salón de Sesiones de la Comisión Permanente del Senado de la República, Zoé Robledo agregó que para infraestructura y equipamiento se destinarán el año siguiente 12 mil 712 millones de pesos, es decir, más del doble del promedio de los dos sexenios anteriores.

 

Subrayó que el presupuesto citado se construyó bajo tres premisas: mejorar el aprovechamiento de la infraestructura existente, incrementar la productividad hospitalaria y garantizar el equilibrio financiero.

 

Para aprovechar al máximo los recursos institucionales, se invertirán mil millones de pesos para el proyecto “Unidades Médicas de Tiempo Completo”. Esto permitirá ampliar los horarios de operación de los quirófanos a turnos vespertinos y fines de semana, reduciendo el diferimiento quirúrgico y de consultas de especialidades, señaló.

 

Zoé Robledo explicó que a través de la Orientación Médica Telefónica, Telemedicina y Atención Domiciliaria, se ampliará el acceso médico y se reducirá la necesidad de acudir a las Unidades Médicas y Hospitales hasta en 20 por ciento además del uso de camas hospitalarias.

 

Con todas estas acciones, informó, se espera incrementar en 15 mil el número de cirugías programadas sin tiempos prolongados de espera, lo cual abatiría casi por completo el diferimiento quirúrgico corriente, así como para consultas de especialidades a menos de un mes para 400 mil pacientes, que representa casi el 15 por ciento de los diferimientos anuales de este tipo en el primer año de implementación de la estrategia.

 

Para mejorar la productividad hospitalaria, se contempla un incremento del 13 por ciento en el presupuesto para el gasto directo en la prestación de los servicios médicos integrales como Laboratorio, Banco de sangre, mínima invasión, diálisis, hemodiálisis, Oftalmología, digitalización e imagen, cirugía cardiovascular, entre otros, para los cuales se invertirán hasta 20.1 mil millones de pesos.

 

En cuanto a la Transformación Institucional, el director general del IMSS explicó que esto implica una renovación interna y empieza por eliminar la discrecionalidad para seleccionar a los mejores hombres y mujeres para dirigir las delegaciones del Instituto.

 

Precisó que del 2 al 15 de septiembre se abrió el proceso de registro e inscripción a los interesados en donde se recibieron dos mil 637 postulaciones, de las cuales 984 personas cumplieron con la totalidad de sus datos, adjuntaron sus documentos y firmaron electrónicamente. De estas, 344 son mujeres y 640 hombres.

 

En el apartado de Territorio, Zoé Robledo informó que por primera vez, cada semana, el gabinete de salud acompaña al presidente Andrés Manuel López Obrador a visitar las comunidades que cuentan con Hospitales Rurales bajo el régimen de IMSS-Bienestar para conocer de primera mano las demandas de la población más desprotegida del país.

 

Precisó que entre el 5 de julio y el 6 de octubre de 2019, han recorrido 15 mil 947 kilómetros y han visitado 73 unidades hospitalarias que atienden a 11.5 millones de personas en 16 entidades de la República.

 

Respecto al eje Todas y Todos, señaló que entre los pilares está la inclusión de medicinas a todos los derechohabientes y abrir las puertas a otras poblaciones que tienen derecho a cobertura; el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, que ya cuenta con 764 mil jóvenes inscritos; el programa piloto para las Personas Trabajadoras del Hogar, el cual ya tiene una afiliación de ocho mil 862 trabajadores vigentes.

 

También garantizar la incorporación a la seguridad social a parejas del mismo sexo; igualdad de derechos para mujeres con la atención oportuna y sensible de la violencia familiar y sexual; reducción de violencia obstétrica; disminución de la mortalidad materna, además de guarderías para padres derechohabientes, a fin de evitar restricciones a los varones para que sus hijas e hijos reciban el servicio de guarderías, sin imponer requisitos adicionales a los que se les solicitan a las madres.

 

El Maestro Zoé Robledo señaló que en el tema de la universalización de la salud, más allá de la clasificación de los grupos de población que vinculaban el derecho a la seguridad social con el trabajo salarial, “para nosotros es un derecho constitucional a la protección de la salud, solamente por el hecho de haber nacido mexicano o mexicana”.

 

Por ello, una de las primeras acciones consistirá en planear un Modelo de Atención Primaria a la Salud Integral para ofrecer servicios con mayor calidad y hacer eficiente el uso de los recursos. Este nuevo esquema deberá revertir el rezago en materia de salud que se observa a lo largo y ancho del país, por lo que hace necesario el involucramiento y la experiencia de 40 años del programa IMSS-Bienestar.

 

En el Seguro Social, dijo, estamos conscientes de la fuerza de quienes han trabajado en el Instituto de manera infatigable, también de las mexicanas y mexicanos que le han dado su confianza al proyecto encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

 

“Es con base en ello que queremos transmitir a ustedes la confianza de que en materia de salud y seguridad social, la cuarta transformación tiene un rumbo, que ese rumbo es claro y que nos puede conducir a todas y a todos, inevitablemente, a la construcción de un estado más justo, más próspero y más saludable”, expuso.